América, Rivadavia. Pcia. Bs.As info@agrosyn.com.ar

Se develó uno de los secretos de los altos rindes de la campaña 2018/19

La producción de granos argentinos durante el ciclo 2018/19 superó las 140 millones de toneladas siendo una marca histórica que, al desagregarse, muestra que la producción de trigo, maíz y soja también fue récord. 

Ahora, un trabajo de relevamiento realizado por el Departamento de Investigación y Prospectiva de la 
Bolsa de Cereales porteña trajo claridad a estos excelentes rendimientos. Se trató del aporte de la tecnología. 

De acuerdo al informe, en la campaña 2018/19, el consumo total de fertilizantes se incrementó un 21%
respecto de la campaña 2017/18, lo cual estuvo asociado a la expansión del área sembrada con gramíneas (muy asociadas a los fertilizantes nitrogenados) y el aumento de las dosis.

Otro datos super interensante que se desprende de la información de la Bolsa es que la campaña arrojó mayores porcentajes de productores que realizan análisis de suelo previo a la fertilización. Acción fundamental para tomar decisiones de manejo más ajustadas. 

Maíz, trigo y cebada presentaron las mayores dosis promedio. Sin embargo, aun hay una brecha de eficiencia agronómica por cubrir, es decir, que los cultivos se mantienen por debajo de los rendimientos que pueden alcanzar.

En el caso de soja, el aporte principalmente viene de las fuentes fosfatadas o sulfatadas. Con respecto a fósforo, la campaña 2018/19 arrojó valores de dosis muy similares en general, en relación a las dos campañas anteriores.

POR CULTIVO

MAÍZ

DATO: EL PROMEDIO NACIONAL DE APLICACIÓN DE NITRÓGENO FUE DE 62 KILOS POR HECTÁREA Y 15 KILOS PARA FÓSFORO.

TRIGO

DATO: EL PROMEDIO NACIONAL DE APLICACIÓN DE NITRÓGENO FUE DE 62 KILOS POR HECTÁREA Y 12 KILOS PARA FÓSFORO.

CEBADA

DATO: EL PROMEDIO NACIONAL DE APLICACIÓN DE NITRÓGENO FUE DE 73 KILOS POR HECTÁREA Y 15 KILOS PARA FÓSFORO.

SOJA

DATO: EL PROMEDIO NACIONAL DE APLICACIÓN DE FÓSFORO FUE DE 9 KILOS POR HECTÁREA.

 

Fuente: Infocampo